Sucede que en la Argentina perdemos, cada dos minutos, toda una manzana de bosques nativos. Por año son unas 300.000 hectareas de bosques que se pierden debido a la expansión de la frontera agrícola. Con la destrucción de los bosques también se pierden especies en peligro y se desalojan comunidades enteras de campesinos e indígenas que viven allí. Para detener esta destrucción, estamos juntando UN MILLÓN DE VOTOS POR LA LEY DE BOSQUES. Yo ya sumé el mío. Votá vos también desde este banner. Esta Ley, que ya tiene media sanción del Congreso Nacional, establece una moratoria de los desmontes hasta tanto las Provincias realicen un Ordenamiento Territorial de los bosques nativos para planificar de manera participativa su uso sustentable. El Senado está demorando su aprobación. Ayudanos a salvar nuestros bosques. Votá vos también por la Ley de Bosques. Ya superamos el millón de votos. Vota vos también y expresa tu opinión... por la Ley de Bosques.

miércoles, 24 de septiembre de 2008

Tu Recuerdo (...)

Tu recuerdo sigue aquí
Ay como un aguacero
Rompe fuerte
sobre mí
Ay pero a fuego lento
Quema y moja por igual

Y ya no se lo que pensar
Si tu recuerdo me hace bien o me hace mal

Un beso gris, un beso blanco

todo depende del lugar
Que yo me fui, eso esta claro

pero tu recuerdo no se va

Siento tus labios en las noches de verano
Ahí están, cuidándome en mi soledad
Pero a veces me quieren matar

Tu recuerdo sigue aquí
Ay como un aguacero
Rompe fuerte sobre mí
Ay pero a fuego lento
Quema y moja por igual
Y ya no se lo que pensar
Si tu recuerdo me hace bien o me hace mal

A veces gris, a veces blanco
todo depende del lugar
Que tú te fuiste, de eso es pasado
yo sé que te tengo que olvidar

Pero yo le puse una velita a todos mis santos
Ahí está, pa' que pienses mucho en mí
No dejes de pensar en mí...

Tu recuerdo sigue aquí
Ay como un aguacero
Rompe fuerte sobre mí

Ay pero a fuego lento
Quema y moja por igual
Y ya no se lo que pensar
Si tu recuerdo me hace bien o me hace mal

Piensa en mí
Es antídoto y veneno al corazón
Te hace bien
Que quema y moja, que viene y va

¿Tu donde estas?
Atrapado entre los versos y el adiós

Tu recuerdo sigue aquí
Como un aguacero de mayo
Rompe fuerte sobre mí
Y cae tan fuerte que hasta me quema hasta la piel
Quema y moja por igual
Y ya no se lo que pensar
Si tu recuerdo me hace bien o me hace mal


Tu recuerdo sigue aquí

Le lo lay le lo le lo
Rompe fuerte sobre mí
Pero que rompe, rompe, el corazón
Quema y moja por igual
Se que te tengo que olvidar
Si tu recuerdo me hacia bien o me hacia mal






3 comentarios:

JüLiAnA dijo...

Ke triste... pero lindas fotos.

Es interesante tu blog, espero pases por el mio.

Besos!

Danny G. dijo...

Hola Nahuel.
Gracias por pasar por mi blog.
Lo realmente importante es que ambos guarden un buen recuerdo del otro, más allá del lógico dolor de una despedida. Si es así, queda la puerta abierta para un reencuentro.
Un abrazo!

Danny G.

Sirena Varada dijo...

¿Los recuerdos?
... A veces brillan los ojos con sonrisas breves. A veces se nubla la vista y se entristece la mirada queriendo huir de nostalgias, aunque siempre acompañan. ¿Cómo se disuelven los recuerdos hasta hacerse pasto del olvido?

Un saludo muy cordial, Nahuel y gracias por tu visita.

Google